martes, 21 de mayo de 2013

Citas: El gran Gatsby, de F. Scott Fitzgerald


Su corazón se hallaba en constante y turbulenta agitación, temperamento creador, tenía un don para saber esperar y, sobre todo, una romántica presteza; era la suya una de esas raras sonrisas, con una calidad de eterna confianza, de esas que en toda la vida no se encuentran más que cuatro o cinco veces.


Es inevitablemente triste mirar con nuevos ojos cosas a las que ya hemos aplicado nuestra propia capacidad de enfoque.


- Son mala gente - le grité a través del césped -. Tú vales más que todos ellos juntos.
Siempre me he alegrado de habérselo dicho.


Gatsby creía en la luz verde, el futuro orgiástico que año tras año retrocede ante nosotros. Se nos escapa ahora, pero no importa, mañana correremos más, alargaremos más los brazos y llegarán más lejos... Y una buena mañana...
Así seguimos, golpeándonos, barcas contracorriente, devueltos sin cesar la pasado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario